Causa nº 6841/2016 (Casación). Resolución nº 566143 de Corte Suprema, Sala Tercera (Constitucional) de 4 de Octubre de 2016 - Jurisprudencia - VLEX 650615577

Causa nº 6841/2016 (Casación). Resolución nº 566143 de Corte Suprema, Sala Tercera (Constitucional) de 4 de Octubre de 2016

Fecha de Resolución: 4 de Octubre de 2016
Movimiento:RECHAZA CASACION EN EL FONDO (M)
Rol de Ingreso:6841/2016
Rol de Ingreso en Cortes de Apelación:160-2015 C.A. de San Miguel
Rol de Ingreso en Primer Instancia:-0-0
Emisor:Sala Tercera (Constitucional)
 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

Santiago, cuatro de octubre de dos mil dieciséis. Vistos:

En estos autos Rol N° 6841-2016, la parte reclamante “Agrícola Mai Tai”, interpone recurso de casación en el fondo en contra de la sentencia de la Corte de Apelaciones de San Miguel que rechazó el reclamo de ilegalidad deducido en contra de la Municipalidad de Melipilla.

Se trajeron los autos en relación.

Considerando:

Primero

Que en el primer capítulo del recurso de nulidad sustancial se denuncia la infracción de los artículos , y de la Ley N° 19.880 en relación con el artículo 151 de la Ley N° 18.695.

Explica el recurrente que, de conformidad con las normas infringidas, constituyen actos administrativos todas las decisiones o manifestaciones de voluntad de los órganos administrativos en ejercicio de sus funciones públicas, dentro de los que se cuentan las Municipalidades, constituyendo las resoluciones una clase de acto administrativo. Por otro lado, el artículo l5l de la Ley N° 18.695, establece que son reclamables las resoluciones del Alcalde en la medida en que las mismas sean ilegales y ocasionen perjuicios.

0152162005151Asentado lo anterior, sostiene que la sentencia impugnada incurre en un yerro jurídico al sostener que la decisión contenida en el Oficio Ordinario N°348 no constituye una resolución y que, en consecuencia, no procede el recurso de reclamación en contra, toda vez que el acto impugnado a través de la presente acción contiene una decisión que puede ser reclamable a través de la acción incoada.

Segundo

Que en el siguiente acápite se acusa la vulneración de los artículos 1698 del Código Civil, 318 del Código de Procedimiento Civil, l5l letra f) de la Ley 18.695 y 90 del Código de Procedimiento Civil, en relación a los artículos 1699, 1700, y 1702 del Código Civil y el artículo 384 del Código de Procedimiento Civil.

Refiere que de acuerdo con los artículos 1698 del Código Civil y 318 del Código de Procedimiento Civil, es necesaria la prueba en todos los supuestos en que existan hechos sustanciales, pertinentes y controvertidos que digan relación con la existencia de una obligación. Lo anterior se encuentra ratificado por el artículo l5l letra f) de la Ley N° 18.695 en relación con el artículo 90 del Código de Procedimiento Civil que consagra la misma regla.

0152162005151Por otro lado, de acuerdo con los artículos 1699, 1700 y 1702 del Código Civil los documentos públicos y los privados que han sido reconocidos por la parte contra quien se presentan hacen plena fe en relación con las declaraciones que en los mismos se consignan. Por su parte, el artículo 384 del Código de Procedimiento Civil consagra el valor de la prueba testimonial en juicio, fijando diversas reglas para apreciar su mérito.

Asentadas las ideas anteriores, explica que el Tribunal a quo infringió las referidas reglas en la medida en que resolvió el reclamo sin otorgar valor a la prueba rendida en el procedimiento de reclamación. Ello se produjo no obstante que había establecido que existían hechos sustanciales, pertinentes y controvertidos sobre los que debía recaer la prueba.

Adicionalmente, refiere que los sentenciadores incurrieron en infracción de los artículos 1699, 1700 y 1702 del Código Civil al no conferir valor alguno a la prueba documental incorporada en el proceso. Asimismo, incurrió en infracción del artículo 384 del Código de Procedimiento Civil al no otorgar valor a la prueba testimonial de dos deponentes presentados por su representada.

Añade que la prueba no valorada por los sentenciadores era trascendente toda vez que aquella

0152162005151acredita que Agrícola Mai Tai desarrolla una actividad agrícola que no se encuentra afecta al pago de patente comercial en la medida en que no concurren las condiciones que excepcionalmente la sujetan al pago de ese tributo de acuerdo con el artículo 23 del Decreto Ley N° 3063.

Tercero

Que en el siguiente acápite del arbitrio se denuncia la infracción del inciso primero y segundo del artículo 23 del Decreto Ley N° 3.063 en relación con el artículo 19 del Código Civil, sosteniendo que las referidas disposiciones establecen que están sujetos al pago de patente comercial todos los contribuyentes que realicen actividades secundarias y terciarias. En el caso de aquellos que realicen actividades primarias sólo de manera excepcional están sometidos a dicho pago, en la medida que se cumplan dos condiciones copulativas: a) que se trate de explotaciones en que medie algún proceso de elaboración de productos y b) cuando los productos que se obtengan de esta clase de actividades primarias se vendan directamente por los productores en locales, puestos, kioscos o en cualquiera otra forma que permita su expendio también directamente al público o a cualquier comprador en general.

Explica que se infringen las referidas normas toda vez que se le ha sometido al pago de patente municipal a

0152162005151pesar que su representada no cumple las condiciones exigidas por la ley para ello, pues realiza actividad primaria exenta del pago de patente y no se encuentra en ninguna de las dos hipótesis establecidas por el legislador para afectarlo. En efecto, como quedó acreditado en el procedimiento de reclamación, Agrícola Mai Tai es una sociedad colectiva civil cuyo objeto es la realización de una actividad agrícola y sólo de manera esporádica realiza actos de comercio destinados a la satisfacción de dicho objeto.

Enfatiza que, como es evidente, el artículo 23 del Decreto Ley N° 3063 -para efectos de determinar cuáles actividades económicas se encuentran gravadas con patente municipal- atiende a la actividad habitual del contribuyente y, si se trata de una persona jurídica, al objeto social. No se refiere a las actividades esporádicas que las sociedades pueden realizar, ni a las actividades ejecutadas de manera instrumental para el cumplimiento de ese objeto. En el caso de su representada, la actividad agrícola es su actividad habitual, según consta en la escritura de constitución de la sociedad Agrícola Mai Tai, en que se menciona que la misma no podrá realizar actos de comercio sino en forma esporádica y de manera instrumental al...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA