Causa nº 16783/2017 (Casación). Resolución nº 18 de Corte Suprema, Sala Tercera (Constitucional) de 3 de Mayo de 2018 - Jurisprudencia - VLEX 716172049

Causa nº 16783/2017 (Casación). Resolución nº 18 de Corte Suprema, Sala Tercera (Constitucional) de 3 de Mayo de 2018

Fecha de Resolución: 3 de Mayo de 2018
Movimiento:RECHAZA CASACION EN EL FONDO (M)
Rol de Ingreso:16783/2017
Rol de Ingreso en Cortes de Apelación:150-2017 - C.A. de Iquique
Rol de Ingreso en Primer Instancia:C-768-2014 - 1º JUZGADO DE LETRAS DE IQUIQUE
Emisor:Sala Tercera (Constitucional)
 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

Santiago, tres de mayo de dos mil dieciocho. VISTOS:

En estos autos sobre juicio ordinario de declaración de mera certeza, Rol N° 16.783-2017, caratulados “Condominio Minera Cerro Colorado con Municipalidad de Iquique”, seguidos ante el Primer Juzgado de Letras de Iquique, por sentencia de fecha nueve de agosto de dos mil dieciséis, se rechazó en todas sus partes la demanda interpuesta a fojas 1 por el Condominio indicado, sin costas.

Apelada esta resolución por la demandante, la Corte de Apelaciones de Iquique, por sentencia de fecha veintidós de marzo de dos mil diecisiete, confirmó el referido fallo.

En contra de esta última sentencia, la demandante dedujo recurso de casación en el fondo.

Se ordenó traer los autos en relación.

CON LO RELACIONADO Y CONSIDERANDO:

Primero

Que el recurso de casación en el fondo entablado acusa en un primer capítulo la infracción de los artículos 582 y 592 del Código Civil, lo que se produce al desconocer los sentenciadores la certeza respecto del dominio solicitado por la Comunidad de Copropietarios sobre la integridad del predio común.

Refiere que la sentencia del juez a quo afirma que luego de más de 11 años de constituido y enajenado el Condominio a sus 80 propietarios, integrado por sus unidades y el terreno común en las que están construidas, se cedieron vialidades a la Municipalidad demandada, acto que se materializó a través de un acto administrativo N°001/2007 de fecha 28 de junio de 2007 de la Dirección de Obras Municipales, por el que el ejecutor del proyecto inmobiliario cedió a título gratuito las vialidades internas del condominio a la demandada.

Indica, sin embargo, que la sentencia no reconoce que este tercero a la fecha de la cesión ya no era dueño, y que en consecuencia nada podía ceder, pues había vendido previamente el predio a los copropietarios del Condominio, y además cedió las vialidades con un permiso de loteo y urbanización, ya caducado.

Segundo

Que en un segundo capítulo del recurso denuncia la infracción de los artículos 670, 682 y 686 del Código de Procedimiento Civil. Indica que la desarrolladora del Plan Habitacional de la Compañía Minera Cerro Colorado, Ral Cayman Inc. Agencia Chile , construyó en el predio de marras un condominio de 80 unidades de departamentos, producto del permiso de edificación N°43 de febrero de 1996, cuya recepción final se efectuó por Resolución N°208 de diciembre del mismo año, autorizando la Dirección de Obras Municipales la venta por piso de cada una de las unidades edificadas en el predio, que pasó a ser predio común del condominio.Precisa que la inmobiliaria vendió las 80 unidades de departamento construidas en el predio común, haciendo entrega y tradición de cada uno de esos inmuebles y sus derechos proporcionales en el predio común a los respectivos copropietarios, por lo que de ninguna manera podría cederse 11 años después nuevamente el mismo predio común.

Añade que estas ventas se efectuaron entre diciembre de 1996 y enero de 1997, inscribiéndose la autorización de venta por piso, el Reglamento de Copropiedad y las respectivas ventas, en el Registro de Propiedad del Conservador de Bienes Raíces de Iquique, quedando subinscritas al margen de la inscripción de dominio de fojas 756 N°1382 del Registro de Propiedad del año 1995 de dicho Conservador, que corresponde al predio común de 25.680 metros cuadrados donde se edificó y recepcionó el Condominio.

Indica que a la época en que se enajenaron las distintas unidades del condominio, el predio común existente era aquel en el que se construyó el proyecto, sin que en aquella época existiera alguna subdivisión predial o loteo.

Expone que, en consecuencia, la inscripción de cada una de las unidades del Condominio que se vendieron constituye requisito, garantía y prueba del dominio de cada copropietario sobre la propiedad exclusiva de su unidad y sobre la copropiedad de los espacios comunes y, principalmente sobre el predio común en que se construyó el condominio. Afirma que ratifica esto último el hecho que cada escritura de venta de las unidades del condominio da cuenta de los deslindes del predio común que comprende, y que son los mismos que se indican en la inscripción referida de fojas 756 N° 1382 del Registro de Propiedad del año 1995 del Conservador de Bienes Raíces de Iquique.

Refiere que la sentencia recurrida que reproduce la sentencia del juez a quo infringe las normas antes reseñadas, al desconocer el dominio como derecho real y aceptar que por un acto posterior, el primitivo dueño pretenda ceder al Fisco, o a la Municipalidad, parte del predio común del condominio, ya enajenado, sobre el cual al año 2007, fecha de la cesión, la inmobiliaria ya no tenía ningún derecho. De esta forma, el acto administrativo de recepción de obras N°001/2007, carece de sustancia, pues nadie puede transferir más derechos de los que tiene y si ningún derecho se tiene respecto de un predio vendido 11 años antes, nada pudo el anterior propietario ceder a la Municipalidad.

Tercero

Que en un tercer capítulo, el recurrente denuncia que la sentencia impugnada vulnera los artículos 700, 703, 724, 728 y 730 del Código Civil, lo que se produce por falta de aplicación de las normas jurídicas mencionadas valorando erróneamente el acto de un tercero, quien vendió el predio a los copropietarios, y ahora, estando el inmueble sometido al régimen de copropiedad inmobiliaria, pretende transferir una parte de él al Fisco y a la Municipalidad, pasando por sobre una inscripción de dominio, que se mantiene inalterada en el tiempo.

Cuarto

Que en un cuarto acápite denuncia la infracción del artículo 136 de la Ley General de Urbanismo y Construcciones, con relación al artículo 1462 del Código Civil.

Expone que la tesis que contiene el fallo impugnado plantea la posibilidad que las unidades de departamento fueron vendidas antes de urbanizarse los lotes y predios resultantes de la subdivisión, circunstancia que es contraria a derecho, pues el artículo 136 de la Ley General de Urbanismo y Construcciones prohíbe expresamente que se vendan unidades antes de una subdivisión o loteo, el que se debe urbanizar previamente, existiendo objeto ilícito en cualquier enajenación que no cumpla con tal exigencia, evitando de esta forma los denominados loteos brujos, en los que en definitiva nadie se hace cargo luego de urbanizar los lotes.

De esta forma, añade que el acto administrativo en que se afirma el fallo recurrido, es inconsistente, pues nada se puede ceder, es inoponible a los verdaderos dueños, es ilícito pues autoriza un procedimiento que está expresamente prohibido por ley.Añade que ese acto es además nulo y sin ningún valor, según se desprende del artículo 10 del Código Civil.

En el mismo capítulo sostiene que en relación con la individualización del predio adquirido, la...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA